Entrevista a Alicia Tixi i Mónica Shiguango, de la Junta d’Aigua de La Belleza, Equador

Entrevista a Alicia Tixi i Mónica Shiguango, de la Junta d’Aigua de La Belleza, Equador

Nos encontramos con ALICIA TIXI y MÓNICA SHIGUANGO, vicepresidenta y secretaria de la Asociación de Juntas Administradoras de Agua Potable y Saneamiento La Belleza (AJAAPySLB), y socias y beneficiarias de las Juntas de Agua de El Palmar y Jaguar 2 respectivamente.

 Estamos en la etapa final del proyecto “EMPODERAMIENTO DE LAS COMUNIDADES Y JUNTAS DE AGUA PARA LA TOMA DE DECISIONES INCLUSIVAS ENTORNO A LA GESTIÓN DEL AGUA EN UN CONTEXTO DE CAMBIO CLIMÁTICO EN ORELLANA (ECUADOR)”, el cual ha trabajado, entre otros ejes, la inclusión de las MUJERES COMO COLECTIVO EN LA GESTIÓN INTEGRAL DEL AGUA, por lo que es un buen momento de mirar con perspectiva algunas transformaciones motivadas por este trabajo conjunto.

Cansadas y en una sala de reuniones con poca luz, con las últimas publicaciones del proyecto aún en cajas y con cierto olor a glicerina por los talleres de jabones con los grupos de mujeres, iniciamos la entrevista a las dos compañeras.

 Acabáis de regresar de un foro sobre agua y género organizado por la Secretaría del Agua en Shushufindi. Ustedes participaron como expositoras, ¿Cómo se sienten? ¿Cómo valoran el espacio?

ALICIA. Bueno, ahora me siento tranquila, ya pasaron los nervios. Nosotras siempre íbamos a estos espacios como asistentes, pero hoy ha sido diferente. Nos ha tocado estar al frente, exponer… Claro que nos habíamos preparado, pero en el camino y antes de empezar sí había un poco de nervios.

 ¿Se sentían inseguras? ¿Han tenido que inventar mucho?

MÓNICA. No, al contrario… hemos explicado nuestra propia experiencia, es decir, lo que hemos hecho y planificado hacer de forma voluntaria. Los talleres, reuniones, intercambios de experiencias… todos aquellos lugares donde hemos participado.

Es importante resaltar lo que manifiesta Mónica, de forma voluntaria… ¿Quién les engañó a participar en la Asociación? [risas] Porque ustedes han llegado a asumir un rol tan importante en la Asociación e, incluso, dentro de la provincia o región…

MÓNICA. Yo empecé participando porque me lo pidió personalmente el presidente de mi Junta de Agua, el compañero Niles, porque no había quien realmente… Acepté y desde ese momento el resto de compañeros y compañeras ya empezaron siempre a delegarme a mí, porque consideraban que les representaba bien y a mí me gustó.

ALICIA. Yo igual… al inicio participaba en representación de mi papá y para cumplir el cupo de participante de mi Junta de Agua. La gente no quería participar, coordiné internamente con mi esposo y mi suegra para el cuidado de mi hijo, y me fue gustando. Luego llegó el día que pidieron participantes para el Encuentro del Foro de Recursos de Agua en Quito y, entre broma y broma con mi cuñada, a ver cuál de las dos se atrevía a ir… al final nos inscribimos y nos fuimos las dos.

Mónica Shiguango en el taller SOCIALIZACIÓN NORMATIVA Y PROCEDIMIENTO PARA LA GESTIÓN DE LA COMPETENCIA DE AGUA POTABLE DE LOS MUNICIPIOS organitzat per la Demarcació Hidrogràfica Napo de la Secretaria de l’Aigua a El Coca (Equador

Es decir… ¿Qué llegaron un poco por casualidad al inicio y sin conocer a nadie? Con el tiempo, ¿creen que las relaciones interpersonales en la organización han fortalecido su permanencia y que hayan alcanzado responsabilidades como la vicepresidencia o la secretaría?

MÓNICA. La Asociación era un lugar de adultos mayores cuando llegué por primera vez… [risas] A las jóvenes, hombres y mujeres, les cuesta mucho participar. No están en las reuniones, pero cuando se organizan campeonatos deportivos, sí aparecen.

ALICIA. Sí… Es muy importante que las personas jóvenes nos impliquemos, porque eso llama a otras personas jóvenes. Para nosotras es más fácil coordinar y motivarnos entre personas jóvenes, nos sentimos más incluidas. Ahora si voy a una reunión sé que también estará Mónica o Silvia por ejemplo… y allí aprovechamos también para hablar de nuestras cosas, no solo del agua.

Podríamos decir que las Juntas del Agua son actores políticos dentro de la comunidad… incluso dentro de la parroquia, cantón y provincia. ¿Consideran importante que como actor político se implique en el desarrollo general en su territorio?

MÓNICA. Totalmente… ahora como Asociación tenemos conocimiento no solo de nuestra comunidad, tenemos un conocimiento territorial e, incluso, de varios temas que no se limitan al agua. Claro que nos falta, pero hemos recorrido, conocemos y podemos opinar más y mejor.

ALICIA. Cuando vamos a foros o participamos en espacios de incidencia aprendemos y eso, luego, lo compartimos. Estos aprendizajes son los que nos permiten participar cada vez más, tanto en la propia Asociación como en foros, debates o espacios como el Consejo de Cuenca. Y es que nosotras conocemos más de la realidad del campo que algunos técnicos…

“Como Asociación tenemos conocimiento no solo de nuestra comunidad, tenemos un conocimiento territorial e, incluso, de varios temas que no se limitan al agua”

Se ven entonces corresponsables también de los problemas del sector rural, del campo… ¿Sería así?

MÓNICA. Los que estamos en las Juntas de Agua… normalmente estamos en todas partes… en temas de deporte, de salud, de educación… y la gente a veces también cree que nosotras debemos hacer todo.

ALICIA. Lo que comenta Mónica es real. La Asociación se ha fortalecido y nosotras también. Hay problemas de falta de trabajo en el campo, de falta de recursos económicos… Con la iniciativa de los jabones artesanales o este tipo de iniciativas, la idea también es hacer ver a las demás personas, y a las mujeres en particular, que pueden emprender sus proyectos personales, sus microempresas… y generar recursos para nosotras mismas y una mayor autonomía.

 Entonces, ¿podríamos decir que su pertenencia a la Asociación les ha permitido crecer tanto a nivel personal como colectivo?

ALICIA. Sí, antes era un poquito recelosa yo incluso [risas]. Poco a poco he aprendido a hablar en público, he perdido el miedo a participar y a expresar mis ideas al resto.

MÓNICA. Yo igual…  y  ahora me puedo desenvolver mucho mejor hablando en público. Y también todo lo que hemos aprendido de los compañeros y compañeras…

Nuevamente parece que las relaciones que se crean tienen una vital importancia… Dentro de los enfoques feministas se habla de crear relaciones de cercanía y espacios de confianza, ¿podríamos decir que se está consiguiendo entonces?

MÓNICA. Sí, a mí cuando voy a una reunión me ilusiona reencontrarme con las personas de la Asociación, son amistades más que simples compañeros o compañeras. Saber cómo le habrá ido a Alicia por ejemplo, ya no ver las mismas caras de siempre… Claro que no con todas las personas tenemos la misma cercanía, pero para mí las personas de la Asociación son como una segunda familia…

ALICIA. Claro, yo participé a mi primer foro en Quito porque mi cuñada me acompañó. Ahora en cambio si voy a un foro, sé que también está Mónica, que ya es mi amiga… y cuando salimos fuera es importante sentir ese apoyo o cariño también.

Participació d’Alicia Tixi com a expositora en el taller AGUA Y EQUIDAD DE GÉNERO organitzat per la Demarcació Hidrogràfica Napo de la Secretaria de l’Aigua a Shushufindi (Equador)

Y con Enginyeria Sense Fronteres (ESF)… A veces a nosotras nos cuesta separar donde termina ESF y dónde empieza la Asociación o al revés… ¿Nos consideran parte también de esa familia?

MÓNICA. Bueno… ahí el problema está con las voluntarias…demasiado temporales… hacemos un ratito de amistad… y se van. Nos encariñamos con algunas personas, y se nos van… [risas]

ALICIA. Sí… cada vez tenemos una mayor relación con las voluntarias… nos aportan ideas y visiones, y nos motivan. Conocen de nosotras y conocemos de ellas, intercambiamos ideas… pero como dice Mónica, cuando ya nos acostumbramos… se van… y la distancia sí que complica la relación más directa.

Parece que otra vez está el tema de la cercanía… Ya para culminar… ¿qué proponen a medio plazo para fortalecer a las mujeres, para fortalecer su participación? ¿Alguna petición o deseo?

MÓNICA. Nos toca ir comunidad por comunidad, para que se incluyan… Si conocen, les va a gustar… Muchas personas no han tenido la posibilidad de conocer que existen otras realidades.

ALICIA. Sí… cuando las personas conocen, les gusta lo que hacemos como Asociación. A las mujeres, les interesa lo que hacemos en los grupos de mujeres…

MÓNICA. La Asociación, pero también cada una de nosotras, tenemos que conseguir cambiar la mentalidad de las mujeres hacia lo positivo… para demostrar que como mujeres somos valientes y podemos salir adelante. Y ser un ejemplo para los hombres también, un referente incluso para los hombres.

ALICIA. Ayudarnos y apoyarnos entre nosotras, las mujeres, es fundamental. Y los hombres deben apoyarnos, aprender a darnos también nuestros espacios propios para relajarnos y divertirnos.

 

Cansadas después de un día ajetreado, pero también muy ameno, damos por concluida la entrevista. Ya mismos salen los últimos buses para las vías, ellas corren apuradas hacia el terminal, mientras yo me quedo un rato ordenando un poco y tomándome el último café del día.